Canarias Holiday. Vacaciones en Canarias.

Tubos volcánicos en Canarias. Aslobas Gran Canaria. Turismo aventura.

Tubos volcánicos en Canarias. Aslobas Gran Canaria. Turismo aventura.

El Cabildo de Gran Canaria presentó ayer la investigación científica del tubo volcánico de Aslobas a Fataga. Un apasionante viaje al subsuelo de la Reserva de la Biosfera de Gran Canaria, en uno de los tubos volcánicos en Canarias más singular por sus raros endemismos.

en una publicación que recoge los trabajos realizados, entre otros puntos, en el tubo volcánico de Aslobas, ubicado entre Tasarte y Tasartico, y que según los especialistas es el segundo más antiguo del mundo, con 14 millones de años de existencia, solo superado por otra formación similar que se encuentra en Australia, de 30 millones de años.

El tubo volcánico de Aslobas fue descubierto en 2011 por el grupo de montaña El Verol, cuando dio con su entrada en una zona de difícil acceso dentro de la montaña del mismo nombre, una pirámide casi perfecta, pero más allá de su espectacular datación Aslobas aún guardaba más sorpresas.

Pero aún hay más, porque también atesora una serie de formaciones minerales exclusivas del lugar, muchas de ellas por analizar y determinar exactamente su composición y que, según María del Mar Arévalo, consejera insular de Medio Ambiente, pueden ilustrar sobre los fenómenos geológicos que concurrieron en la formación de las islas, y especialmente en la de Gran Canaria.

El citado trabajo recoge, además de las particularidades del citado tubo, otra serie de exploraciones subterráneas realizadas por primera vez en varios puntos del territorio de la Reserva de la Biosfera de Gran Canaria.

Manuel Naranjo afirmaba ayer que este mineral de color negro, según le había explicado Francisco Torrado, catedrático de Geología de la ULPGC, y que jalona las paredes de la cueva permitirá también afinar con mayor precisión en la antigüedad de la formación subterránea, que tiene unos 67 metros de desarrollo y del que aún quedan ramales por explorar.

Los restos encontrados en su interior de la extinta rata gigante de Gran Canaria, así como del lagarto gigante, además de una serie de vestigios vegetales y cerámicas. Endemismos ciegos por naturaleza, ejemplos de biodiversidad y adaptación a las condiciones ambientales.

Lógicamente el hallazgo de todos estos ‘tesoros’ abren una nueva ventana exploratoria y científica no solo en el citado tubo en concreto, sino en toda el área de la Reserva de la Biosfera de Gran Canaria, un extenso territorio que abarca un tercio de la superficie insular así como una amplia zona marítima del sur y suroeste muy rico en flora y fauna, y al que se añade este imprevisto atractivo subterráneo click here now.

María del Mar Arévalo, que con la publicación de esta obra responde al interés del Cabildo de difundir y poner al alcance del público los trabajos ya desarrollados, invitaba ayer a ” todas las personas de nuestra comunidad autónoma, de nuestro país y de la comunidad internacional que tengan interés por este descubrimiento a venir a la isla de Gran Canaria, a seguir analizando las posibilidades científicas que ofrece tanto el tubo volcánico de Aslobas como la variada fauna hipogea de nuestra Reserva de la Biosfera”.

Esta invitación se enmarca en un programa más amplio -Fauna hipogea: un mundo escondido en la Reserva de la Biosfera-, que está financiado por Medio Ambiente y que es el mismo en cuyo ámbito se ha publicado este trabajo de Manuel Ojeda, Sonia Martín y Octavio Fernández.

Fuente: La Provincia.

Autores del trabajo mencionado: Trabajos de campo y análisis posterior realizados por los biólogos Manuel Naranjo y Sonia Martín, de la Sociedad Entomológica Canaria Melansis, Octavio Fernández, técnico del grupo de espeleología Tebexcorade de la Isla de La Palma.

Responder

Directorio de Blogs